¿Te falta algún diente? Recupera tu sonrisa gracias a los implantes dentales

La ausencia de dientes es un problema que afecta tanto a la estética de la sonrisa como a la salud y funcionalidad general de la boca: impide una correcta masticación, puede provocar que los dientes se desplacen y retracción de las encías, entre otras consecuencias. Además, suele tener efectos negativos en la autoestima de la persona que la sufre, produciendo inseguridades, vergüenza al sonreír…

Hoy en día, gracias a los implantes dentales la falta de dientes es un problema que tiene fácil solución.

 

¿Qué es un implante dental y para qué sirve?

Los implantes dentales son elementos de titanio que, por su propiedad de integrarse en el hueso y la encía, reemplazan las raíces de los dientes perdidos. Sobre ellos se coloca una prótesis fija que sustituirá a la corona (la parte visible) del diente.

Son la solución más eficaz, estable y segura a la hora de reemplazar un diente perdido y devolver a nuestra boca su estética y funcionalidad.

 

¿Cómo es el tratamiento?

Antes de realizar cualquier intervención de implantes dentales, es necesario realizar un estudio de la boca del paciente para valorar si es viable la colocación del implante directamente o si es necesario realizar algún procedimiento previo para mejorar su estado.

Una vez que la boca se encuentra en condiciones de recibir el implante, se lleva a cabo una cirugía bajo anestesia local en la que, tras preparar el hueso, se introduce la pieza de titanio y se sutura la zona. En algunos casos puede colocarse una prótesis provisional de carga inmediata tras la intervención, de manera que el paciente no se quede sin la pieza en ningún momento.

El implante y el hueso tardan en unirse aproximadamente entre 6 y 8 semanas, en un proceso que se denomina osteointegración. Cuando este concluye, puede colocarse la prótesis definitiva que se elabora de forma personalizada para que encaje perfectamente en la boca del paciente.

 

Sedación consciente para pacientes con miedo al dentista

Para aquellos pacientes que sientan rechazo ante las cirugías dentales o sufran de odontofobia (miedo al dentista), ofrecemos la posibilidad de llevar a cabo nuestros tratamientos bajo sedación consciente.

Gracias a esta técnica, las personas que padecen altos niveles de estrés y ansiedad pueden sentirse relajadas durante el tratamiento, pero preservando la capacidad de mantener la respiración de forma independiente y continuada y de responder ante cualquier estímulo. En estas intervenciones hay siempre un médico anestesiólogo presente durante todo el proceso que las realiza y controla.

 

¿Por qué es importante llevar a cabo un correcto mantenimiento de los implantes?

Si se cuidan adecuadamente, los implantes dentales pueden durar más de 20 años, o incluso toda la vida. No obstante, al igual que los dientes, pueden sufrir infecciones que pongan en riesgo su vida útil o provoquen su pérdida.

Estas infecciones, causadas principalmente por el acúmulo de bacterias, se conocen como enfermedades periimplantarias. Los estudios epidemiológicos indican que 3 de cada 5 personas que llevan implantes desde hace 5 o más están afectadas por una de estas enfermedades.

La Dra. García Gargallo y el Dr. Costa Berenguer de Clínica Dental Costa Codina son expertos en mantenimiento de implantes, imparten conferencias a nivel nacional e internacional y son coordinadores de la unidad de mantenimiento de implantes de la Universitat de Barcelona. Si tienes cualquier pregunta acerca de los implantes dentales o su mantenimiento, no dudes en consultarles.