Cirugía Oral

La cirugía oral es una especialidad de la Odontología que se ocupa de la prevención, estudio, diagnóstico, tratamiento y rehabilitación de la patología quirúrgica de la cavidad bucal.
Se encarga fundamentalmente de resolver determinados problemas de la cavidad oral como, por ejemplo: la extracción de piezas dentarias o restos de raíces, los frenillos labiales, la extirpación de quistes maxilares y pequeños tumores de la cavidad oral y, por supuesto, la colocación de implantes dentales y cirugía preprotésica fundamentalmente.
Cirugía oral
En definitiva, la cirugía se utiliza para extraer piezas dentales que puedan estar causando dolor o infección, para quitar lesiones precancerosas, para añadir piezas dentales gracias a los implantes o para mejorar la colocación de una prótesis.

El cirujano oral realizará tratamientos tales como:

Extracción de cordales "muelas del juicio"

La intervención de extracción de las muelas del juicio es una extracción de diseño, de las más frecuentes y en las que tenemos especial experiencia para evitar complicaciones. Estas piezas dentales deben extraerse en los siguientes casos:
  • La muela tiene un ángulo o posición incorrecta que pueda dañar a los dientes contiguos.
  • Si la muela está infectada u ocasiona daño al hueso.
  • Si la muela está provocando apiñamiento o un problema de masticación.
  • Si la mandíbula del paciente es pequeña y las muelas no tienen suficiente espacio para erupcionar.
  • Cuando la muela no acaba de erupcionar por completo y la encía se ve obligada a crecer por encima. Algo que puede generar infección.

Extracciones dentales complejas

Algunas extracciones pueden denominarse complicadas porque los pacientes presentan enfermedades como arritmias, cardiopatía isquémica, etc., también porque deben hacerse múltiples extracciones en una misma intervención, o porque el paciente presenta alteraciones en los dientes, como raíces mal formadas, dientes rotos o fuertemente anclados, o porque el hueso se encuentra muy debilitado.

Tratamiento de dientes incluidos o no erupcionados

Se trata de aquellos dientes que no erupcionaron en la etapa indicada y permanecen en hueso de forma parcial o total.

Curación de traumatismos

La curación de traumatismos que han podido causar la fractura total o parcial de algún diente.

Eliminación del frenillo lingual y/o labial

Si el frenillo está insertado muy bajo, puede provocar algunas alteraciones y problemas ortodóncicos, periodontales, fonéticos y protésicos, como, por ejemplo, separaciones entre algunos dientes como los incisivos centrales superiores, retracciones gingivales o gingivitis, alteraciones en el habla e incluso en la deglución.

Eliminación de quistes y tumoraciones

Los quistes y tumores son bultos que están formados por material líquido o semisólido que pueden llegar a provocar una destrucción del hueso e incluso convertirse en una lesión no benigna.

Colocación de implantes dentales

O fijaciones de titanio (desde 1987) como sustitución de la raíz de un diente perdido para, después, incorporar una funda que le dé un aspecto natural imitando el diente perdido.

Regeneración ósea guiada

Se trata de un procedimiento quirúrgico que se lleva a cabo para reconstruir el hueso perdido, normalmente antes de colocar un implante en pacientes con poco hueso.

Elevación de seno maxilar

Se trata de un procedimiento quirúrgico que se lleva a cabo para reconstruir el hueso perdido para poder realizar la intervención de implantes dentales.
Los objetivos de la cirugía oral son el tratamiento del dolor y de la infección, del acondicionamiento de los tejidos blandos y duros de la cavidad oral (encía y hueso) para facilitar la colocación de prótesis dentales con el fin de mejorar la función masticatoria.

Son especialmente importantes los controles postoperatorios para seguir la correcta evolución del tratamiento.

¡Reserva aquí tu primera visita gratuita*!

*Excepto en Odontopediatría y Logopedia.